Alianza Flotillera: Periodismo especializado en México.

Cuatro consideraciones para cuidar el “calzado” de tu flota

Cuatro consejos para cuidar las llantas de tu flotilla.
Es necesario evitar problemas de rodamiento y utilizar un torque adecuado.

Compartir

Las llantas son un dispositivo aparentemente sencillo y que parece que sólo se encuentra ahí, sin embargo, no hay que olvidar que ante todo son una herramienta de trabajo, es por ello que se les debe dar el mantenimiento adecuado y hoy te mostramos cuatro consideraciones que no debes olvidar acerca de ellas.

Instalación y ajuste de rodamientos

Humo en las llantas, aceite en los interiores, olor a quemado, testigo ABS encendido por sorpresa y algunas otras señales pueden ser un indicio de que algo anda mal, y es que esto puede causar la separación de ruedas.

Un apriete insuficiente puede causar que tambalee el eje, lo cual daña el sello y causa la fuga del lubricante; uno excesivo causa daño en el rodamiento y sobrecalentamiento, falla del sello y pérdida de lubricante.

Es por ello que los técnicos deben verificar el tipo de sistemas ante los que se encuentran y utilizar las medidas necesarias de acuerdo a estos, asimismo, su trabajo debe ser verificado por un segundo técnico antes de salir del taller; paralelamente, los operadores de las flotillas deben recibir capacitación para mantenerse alerta a las señales.

Preparación de rueda y cubo

Las zonas de contacto se pueden llenar con materias extrañas y suciedades, por lo que es necesario un trabajo de rigurosa limpieza con cepillo de alambre antes de si quiera pensar en montar un neumático y más si presenta oxidación.

Especial atención merecen las ruedas de acero pintadas, ya que si el acabado se rompe, puede desarrollar óxido debajo del acabado. Por otro lado, hay que cuidar que le grosor del recubrimiento no supere el rango entre los 3 y 3.5 milímetros.

Par de apriete adecuado

“Un perno de rueda y tuerca M22-1.5 de grado 8 completamente nuevos pueden proporcionar aproximadamente 50 mil lb. de fuerza de sujeción cuando se aplican 500 lb-ft de torque. Cuando se aplica a todo el extremo de la rueda de 10 pernos en una rueda pilotada por un cubo, eso equivale a 500 mil lb. de fuerza de sujeción ”, según palabras de Brandon Uzarek, ingeniero de campo de Accuride para ruedas.

Y es que muchos técnicos utilizan una fuerza de par mayor, esto es posible gracias a la elasticidad del perno, sin embargo esta situación causa que la junta actúe como si estuviera poco apretada.

Eventualmente se genera un daño en todo el sistema, incluyendo tuercas, bujes, etc, por lo que hay que realizar revisiones periódicas de torque, las cuales no son baratas, pero la compra de refacciones es mucho más costosa al final.

Cierre de rueda retorque

Finalmente, es necesario comprobar que se tenga un par en todas las llantas entre 80 y 160 kilómetros después de la instalación, lo cual puede ser complicado.

Existen “remedios” que los camioneros realizan en patios, como quiera ninguna de las soluciones es ideal y todas son un peso adicional, pero es mejor acudir a alguna de estas soluciones que ignorar la recomendación de revisar la instalación.

Zeen is a next generation WordPress theme. It’s powerful, beautifully designed and comes with everything you need to engage your visitors and increase conversions.

Subir